(COMO) EMPEZANDO DE NUEVO

"Si la libertad significa algo será,sobre todo, el derecho a decirle a la gente aquello que no quiere oir" George Orwell

viernes, 29 de abril de 2011

La OMS alertó por el avance de las enfermedades no transmisibles


Las cardiopatías, la diabetes y el cáncer representan el 63% de la mortalidad promedio a nivel mundial. Y el 25% de estas muertes son prematuras, en personas menores de 60 años, y prevenibles. Recomiendan hábitos saludables.
  La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó por las cardiopatías, la diabetes y el cáncer, epidemias que sufre el mundo entero. Lo hizo durante el discurso de apertura de la Primera Conferencia Ministerial sobre Estilos de Vida Saludables y Control de las Enfermedades no Transmisibles (ENT), que finaliza hoy en la ciudad de Moscú. El encuentro cuenta con la presencia de ministros y autoridades sanitarias de 140 países, entre ellos, la Argentina.
Las tres enfermedades son crónicas, no transmisibles y pueden evitarse, pero “representan el 63% de la mortalidad promedio a nivel mundial y su incidencia crece en forma dramática”, aseguró la directora de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan. “No es una exageración describir la situación como un desastre inminente para la salud, las sociedades y las economías del mundo, sin excepción”, agregó Chan.
Según los datos del organismo mundial, las ENT ocasionan 36 millones de muertes a nivel mundial, sobre un total de 56,8 millones. El 25% de estas muertes (9,1 millones) son prematuras –se producen en personas de menos de 60 años– y todas podrían ser prevenibles. Casi el 90% de estos fallecimientos prematuros corresponden a personas de ingresos medios-bajos.
Máximo Diosque, secretario de Programas Sanitarios de la cartera nacional, aseguró en diálogo con Tiempo Argentino que “en el país, estas afecciones también son las principales causas de muerte”. Según la última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo, las enfermedades cardiovasculares constituyen la principal causa de muerte en la Argentina. En 2009 se registraron 90 mil decesos por infartos y enfermedades cerebrovasculares, que se originan en especial por la hipertensión, el tabaquismo, la diabetes y el colesterol elevado. Estos factores de riesgo se asocian a su vez a una dieta poco saludable ya que sólo un 4,8% de los argentinos consume cinco porciones de frutas y/o verduras diariamente y el 25% siempre agrega sal a sus comidas. Se estima que uno de cada dos argentinos es sedentario.
Por otra parte, el cáncer ocasionó 57.590 muertes en 2009, representando la segunda causa de muerte en el país. La encuesta también arrojó que la prevalencia de diabetes se incrementó de 8,4% en 2005 al 9,6% en 2009. Los mayores incrementos se observaron en el Noroeste, en personas con menor nivel de ingresos y nivel educativo y sólo el 55,2% reportó estar cumpliendo su tratamiento.
La obesidad es otra de las enfermedades no transmisibles considerada epidemia mundial. Al respecto, el viceministro de Salud de la Nación, Eduardo Bustos Villar –quien preside la delegación argentina en Moscú–, aseguró que la obesidad “ocasiona altísimos costos sociales y económicos que los sistemas de salud no van a poder sostener en los próximos años”.
Durante el encuentro, Margaret Chan y Katherine Sebelius, secretaria de Salud de los Estados Unidos, expresaron un reconocimiento a la Argentina por el grado de avance en acciones para prevenir las ENT. Entre los proyectos argentinos, se encuentra el convenio firmado con la Cámara de Panaderos para bajar el contenido de sal en el pan. Al respecto el funcionario Diosque explicó a este diario que “se trata de un producto muy consumido en el país y una de las principales fuentes de sal; estamos en una situación muy delicada en la que los países tienen que tomar alguna posición activa, ya que los presupuestos nacionales no van a poder dar respuesta a la carga de enfermedad que van a generar estas patologías”.
Ante la gravedad de este problema, las Naciones Unidas decidieron que este año las enfermedades no transmisibles sean el tema principal de la Asamblea General del organismo, prevista para septiembre y de la que participarán los mandatarios de 196 países. Será la segunda vez que se incluye un tema de salud en la historia de la asamblea. La primera, en junio de 2001, permitió que se abordara la problemática del VIH-Sida, generando el compromiso internacional ante esa epidemia.
Desde hace dos años, el Ministerio de Salud argentino lleva adelante una estrategia nacional de prevención y control de enfermedades crónicas no transmisibles basada en la propuesta por la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la OMS. Días atrás, durante una sesión de la UNASUR desarrollada en Montevideo, el organismo emitió una resolución por la cual se instó a las autoridades sanitarias de los países que integran el bloque regional “para que prioricen políticas de prevención y tratamiento” de las enfermedades. <

No hay comentarios: