(COMO) EMPEZANDO DE NUEVO

"Si la libertad significa algo será,sobre todo, el derecho a decirle a la gente aquello que no quiere oir" George Orwell

viernes, 31 de diciembre de 2010

EL LIDER DE LA COMUNIDAD TOBA LEVANTO LA HUELGA DE HAMBRE TRAS OBTENER EL COMPROMISO DEL GOBIERNO NACIONAL

El día en que los qom fueron escuchados

El referente de la comunidad La Primavera fue recibido ayer, después de una semana de ayuno, por funcionarios del Ministerio del Interior. Recibió el compromiso de “acciones para resolver el conflicto” que mantienen por su territorio.
Félix Díaz, referente de la comunidad qom (toba) La Primavera, de Formosa, obtuvo ayer un compromiso del gobierno nacional para encarar “acciones conjuntas dirigidas a resolver el conflicto” que los aborígenes mantienen con las autoridades provinciales por los territorios de los que fueron desalojados, y levantó la huelga de hambre que mantenía desde hace siete días. El acuerdo quedó plasmado en un acta en la que el Gobierno se compromete a estudiar la situación territorial, la protección a la comunidad por parte de las fuerzas de seguridad pública, la entrega de documentos de identidad, un plan de salud y la facilidad para acceder al Parque Nacional Pilcomayo. El texto fija plazos para futuras acciones. Del acuerdo formaron parte el presidente del Inadi, Claudio Morgado, quien calificó lo alcanzado como un “caso testigo”, y autoridades del Ministerio del Interior y de la Secretaría de Derechos Humanos. Luego de levantar la huelga de hambre, Díaz aclaró: “No estoy conforme”, porque la solución de fondo “va a llevar tiempo”.
Luego de casi seis horas de reunión en la Secretaría de Derechos Humanos, Díaz y autoridades de Nación adhirieron a un documento que abre la posibilidad de soluciones para este grupo indígena. Un punto central del acuerdo es que los funcionarios nacionales se comprometieron “a propiciar una mesa de diálogo” con la participación de los representantes de la Nación y de la provincia de Formosa, Félix Díaz y otros miembros de la comunidad “para encontrar mecanismos de solución al conflicto territorial existente, en un plazo de sesenta días”.
Los miembros de La Primavera mantuvieron durante cuatro meses una protesta a la vera de la Ruta Nacional 86 exigiendo que no se ocupen las tierras que habitan, donde se proyecta construir un instituto universitario. El 23 de noviembre fueron desalojados y violentamente reprimidos por la policía provincial. En ese episodio falleció Roberto López (qom) y el policía Heber Falcón. Desde ese entonces, los qom solicitaron la intervención del gobierno nacional, con el que tuvieron varios desencuentros. Tras veinte días de acampe y siete de huelga de hambre, lograron un primer paso para mejorar su situación.
Sobre el problema de las tierras, el líder qom le dijo a Página/12: “El tema es muy difícil, pero se va a negociar. Tenemos la expectativa de que esto se solucione lo más pronto posible”. En el mismo sentido, Parques Nacionales “convocará a una reunión para el mes de enero” con el referente qom y otros miembros de La Primavera “para analizar las situaciones en relación con el acceso y utilización del Parque Nacional Río Pilcomayo”. Ese espacio es vital para este grupo por la práctica de la pesca y la obtención de diversos recursos naturales para su supervivencia.
Otro tema esencial para la comunidad era que se resguarde su integridad física en su lugar de residencia, debido a los hostigamientos y ataques que sufren por parte de civiles y miembros de fuerzas de seguridad. Por este motivo se envió una nota a través del Inadi a la viceministra de Seguridad, Cristina Caamaño, solicitándole acciones que garanticen la seguridad de los miembros de la comunidad.
Durante la reunión –de la que Página/12 fue testigo–, los originarios contaron que en forma constante son “perseguidos” por civiles y personal del escuadrón XVI de Gendarmería de Laguna Blanca. Según narraron, las fuerzas actúan en forma conjunta con la familia Cellia, la misma que está en conflicto con ellos por la propiedad de parte de los territorios que habitan.
También se trató el tema del acceso a los documentos de identidad y a la atención sanitaria. El secretario de Interior, Marcio Barbosa Moreira, se comprometió “a articular junto a la provincia de Formosa la realización de un operativo documentario en enero”. Esto responde a que a gran parte de la comunidad le faltan sus DNI, quemados con sus pertenencias durante la represión del 23 de noviembre. Por su parte, el Inadi financiará un proyecto de asistencia sanitaria formulado por Médicos del Mundo que “comenzará en enero, durará doce meses. Incluirá a 850 familias y tendrá como objeto fortalecer la vigilancia, educación y promoción de la salud”. El titular del Inadi, Claudio Morgado, evaluó que “afortunadamente se empieza a destrabar” el conflicto. El funcionario rescató “la presencia de distintos ministerios trabajando para solucionar este tema”. “Esto queda como caso testigo para resolver los problemas que puedan surgir de los relevamientos de tierras” donde habitan los pueblos originarios.
Con signos de agotamiento físico y mental, Félix Díaz regresó al refugio que los qom montaron en el centro porteño. Lo recibieron con aplausos. “No me conformo, porque siempre nos ganan con el juego de las oficinas. Esto no es algo concreto, es sólo un papel. Sólo a través de la lucha se puede mejorar la realidad del pueblo indígena”, reflexionó. En esa dirección, recomendó al gobierno nacional “crear una política para todos los indígenas y no andar emparchando cada problema”.
Informe: Leonardo Rossi.

No hay comentarios: